El poema es fotografía

El poema es fotografía.
Un átomo de tiempo cargado de eternidad.
Una molécula de vida suspendida en la memoria.
Un milímetro de existencia lleno de fortuna.

El poema es fotografía, o poco más que eso.
Son trazos hechos con sentires.
Colores mezclados con emociones.
Historias completas que sufren y gozan el deber ser contadas.

El poema es fotografía, es eso.
Es paisaje de un alma sin miedo u hospital de una adolorida.
Es vida que se sabe muriendo y muerte que goza ya resucitada.

El poema es fotografía, es mucho más que eso.
Es la voz de las cavernas del silencio.
La imagen escudriñable de quién quiere salvarse.
Es lente y filtro.

El poema es fotografía, es mi sueño cumplido de ser pintor,
mi luz imaginaria y mis pinceles perversos.
Es poder tocar, ver trazar con palabras que sólo yo conozco su matiz.

Tú que lees y yo que he escrito somos poema, somos fotografía.
Somos ya una historia dibujada más.
Gracias por posar para mí.

Somos ya una historia dibujada